Estadísticas Volver

La economía sufrió en noviembre su peor caída desde el año 2009

El indicador que se anticipa a la medición del PBI disminuyó 7,5 por ciento en el undécimo mes del año. El dato fue peor que el esperado por analistas.

25 ene, 2019

La actividad económica bajó en noviembre 7,5 por ciento en relación con igual mes de 2017 y se constituyó en el retroceso más importante de los once meses relevados del año pasado y el más profundo desde 2009, informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

El organismo informó además que el Estimador Mensual de la Actividad Económica (Emae) bajó en noviembre 2,3 por ciento en relación con octubre, y de esa manera acumuló un retroceso del 2,2 por ciento en 2018.

El Ministerio de Hacienda estimó que el año pasado terminó con una caída en la economía del 2,4 por ciento.

En noviembre se destacaron los retrocesos del 17 por ciento en comercio mayorista y minorista, del 12,6 por ciento en industria, del 11,4 por ciento en construcción, 5,2 por ciento en hoteles y restaurantes, 4,9 por ciento en transporte y 7,1 por ciento en el sector financiero, entre otros.

Sólo sectores como agricultura y ganadería marcaron un crecimiento interanual del 1,9 por ciento; el sector distribuidor de aguas, gas y electricidad, del 0,7 por ciento; enseñanza 1 por ciento y servicios de salud 0,5 por ciento.

El dato del Indec sobre caída de la actividad fue peor a lo esperado por analistas, que estimaban una merma del 6,1 por ciento interanual en la actividad económica de noviembre.

El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, dijo el miércoles en Davos, Suiza, donde participa del Foro Económico Mundial, que la economía argentina caería 2 por ciento en 2018.

Pero la estimación se quedaría corta, cuando todavía faltan las cifras oficiales de diciembre. Las mediciones privadas no son alentadoras.

Desde la consultora de Orlando Ferreres y Asociados aseguraron que en diciembre la actividad industrial bajó 9,6 por ciento en términos interanuales, con un retroceso del 38,5 por ciento en el sector automotriz.

En tanto, en la construcción, las fábricas de cemento portland despacharon 818.939 toneladas, incluyendo exportaciones, lo que representa una baja respecto a noviembre del 16,5 por ciento y del 17,9 por ciento en comparación a diciembre de 2017.

Desde el lado del consumo, la consultora Focus Market registró en diciembre una caída del 13,1 por ciento interanual, el mes de mayor caída en el consumo, con bajas que llegaron al 27 por ciento en el caso de los productos congelados, seguidos por 20,7 por ciento en lácteos y 16,9 por ciento en bebidas sin alcohol.

La baja del 7,6 por ciento en el Emae resultó la mayor desde la caída del 8 por ciento de junio del 2009.

El Centro de Estudios Scalabrini Ortiz (Ceso) señaló que la Argentina inicia 2019 con la economía real en "franca caída", aunque con un mercado cambiario estabilizado.

"El costo de la estabilidad cambiaria puede leerse en las cifras de derrumbe de la actividad real", señaló.

Datos del tercer trimestre

La consultora Economía & Regiones (E&R) difundió ayer sus propios datos sobre la caída de actividad en las regiones durante el tercer trimestre de 2018, un período anterior al que refiere la medición de ayer del Indec.

Según E&R, la mayor caída de la actividad en el tercer trimestre del año se dio en la región Centro (4,4 por ciento), debido a la performance de la industria manufacturera (-9,5 por ciento) y el comercio (-6,3 por ciento). En el otro extremo se encuentra la región Patagónica, que presentó la menor contracción (0,4 por ciento) debido a que subas en minería (2,6 por ciento) y pesca (12,9 por ciento) contrarrestaron parte de la caída en comercio (6,4 por ciento) e industria (6,7 por ciento), que aportan entre los cuatro un 54 por ciento a la actividad de la región.

La Región Pampeana cayó 3,4 por ciento debido a la performance de industria (-7,4 por ciento), comercio (-9,6 por ciento), transporte, correo y telecomunicaciones (-3,8 por ciento), agricultura, ganadería, caza y silvicultura (-9,3 por ciento), hoteles y restaurantes (-4,6 por ciento) y actividades de servicios comunitarias, sociales y personales (-1,7 por ciento).

A nivel provincial, San Luis (por la caída en la producción industrial), Entre Ríos (relacionado a la industria y el sector agrícola-ganadero) y Santa Fe (afectada por la industria manufacturera y el comercio) presentaron las caídas más pronunciadas.

En sentido contrario, las únicas subas se presentaron en Neuquén y Chubut, en ambos casos traccionado por el buen desempeño del sector minero por una mayor producción de petróleo (14,4 por ciento y 7 por ciento, respectivamente) y en el caso de Neuquén también de gas (11,8 por ciento).

Cerrado. El comercio mayorista y minorista encabezó las bajas del mes de noviembre, con un 17 por ciento.


Fuente: La Capital

Volver