Lechería Volver

Encuesta sectorial lechera del INTA

Resultados del ejercicio productivo 2018-2019. El precio de la leche fue en promedio de 0,273 U$D/litro leche y su relación con el precio del maíz de 1,92 kg por litro. Los resultados mejoraron respecto a los del período 2016-2017,

27 may, 2020

El INSTITUTO NACIONAL DE TECNOLOGIA AGROPECUARIA Estación Experimental Agropecuaria Rafaela realizó la Encuesta del Sector Lechero, en este caso correspondiente al ejercicio productivo 18/19
Para acceder al informe completo, puede hacer click aquí

  •  La Encuesta Sectorial Lechera (ESL) del INTA se realiza desde principios de la década del 2000 con el objetivo de conocer la situación de los establecimientos de producción de leche pampeanos, orientar las acciones de investigación y extensión del INTA y contribuir mediante el aporte de información actualizada en la toma de decisiones sectoriales de índole pública y privada.
  • Es un estudio de tipo exploratorio que se sustenta en datos asociados a una muestra representativa de tambos, relevados mediante entrevista directa a los productores lecheros, haciendo uso de un cuestionario con preguntas sobre aspectos estructurales, de organización, manejo y resultados por producción principalmente.
  •  En este informe se presenta una descripción metodológica de la actividad y los resultados del ejercicio 2018-2019. También se muestra la evolución de los principales indicadores productivos desde principios de la década del 2000 hasta la actualidad.
  • Las condiciones climáticas fueron predominantemente normales en materia de lluvias. El precio de la leche fue en promedio de 0,273 U$D/litro leche y su relación con el precio del maíz de 1,92 kg por litro.
  •  No se registraron cambios significativos en la estructura y organización de los establecimientos lecheros respeto a las ESL anteriores, tomando como referencia la superficie trabajada, cantidad de vacas, tamaño de las instalaciones y dotación de la mano de obra.
  •  Los resultados mejoraron respecto a los del período 2016-2017, obteniéndose los siguientes promedios: i) ventas de leche: 2.918 litros diarios por tambo; ii) productividad de la tierra: 7.802 litros año/ha VT; iii) productividad de la mano de obra: 15.497 kg de sólidos año/EH; iv) 2,2% rentabilidad estimada.
  • La encuesta 2018-2019 sigue mostrando, al igual que en las ESL pasadas, situaciones contrastantes entre los tambos según su tamaño en materia de: i) manejo empresarial, ii) adopción de tecnologías de procesos e insumos y iii) condiciones de infraestructura; siendo en general más deficitarias en los tambos de menor tamaño y nivel productivo. 
CONCLUSIONES
  • Se presentó información actualizada sobre la estructura, organización, producción y situación económica de los establecimientos lecheros de la región pampeana, generada con datos suministrados por una muestra representativa de productores localizados en las provincias de Santa Fe, Córdoba, Buenos Aires y Entre Ríos.
  • En el ejercicio 2018-2019 los establecimientos mejoraron su desempeño productivo respecto a la ESL 2016- 2017, período que fue afectado por una coyuntura climática desfavorable. A pesar de ello, la productividad de los establecimientos lecheros argentinos dista de valores competitivos a nivel internacional.
  • En materia económica la rentabilidad estimada se ubicó en el 2,2%. Las chances de ser rentable fueron creciendo con el tamaño del establecimiento y su nivel de producción, evidenciando la importancia de la escala, además de la eficiencia técnica, sobre la viabilidad económica de los sistemas lecheros.
  • Los resultados presentados ponen de manifiesto la necesidad de generar acciones sectoriales que promuevan aumentos en la eficiencia y en el tamaño de los tambos, especialmente de los más chicos. Asimismo, se requieren acciones para acompañar los procesos de renovación de instalaciones y equipamiento de los establecimientos lecheros, muchos de los cuales se encuentran obsoletos y/o carentes de mejoras básicas para el bienestar animal y laboral, y para garantizar la sustentabilidad ambiental de los sistemas.


Fuente: INTA

Volver